fbpx

DEJAR DE APRENDER Y COMENZAR A HACER

Escucha los episodios en:

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on telegram
Share on email
Dejar de aprender y comenzar a hacer
Tienes que dejar de aprender y comenzar a hacer

Bienvenidos al episodio 08 del podcast Cómo Ser Extraordinario, sobre CÓMO DEJAR DE APRENDER Y COMENZAR A HACER. Te lo voy a poner así, si fueras a escuchar un episodio para ponerlo en práctica, tiene que ser éste; y es porque de eso trata este episodio, de ponernos en acción y comenzar a practicar lo que ya hemos aprendido.

No tomes a mal el título aprender y prepararte son cosas muy importantes, pero la práctica es igual de importante, y en ocasiones es lo que más nos falta.

Por eso creo que este episodio es uno que todos necesitamos escuchar alguna vez.

Si lo piensas, te darás cuenta de que la mayoría del tiempo, todo comienza (o más bien, no comienza) por el miedo, el juicio y por quedarnos en nuestra zona de confort; y para dejar de aprender y comenzar a hacer antes necesitarás superar estos tres obstáculos.

1.- EL MIEDO

Uno de nuestros peores enemigos. El miedo es esa respuesta que tenemos a nuevas experiencias y a lo desconocido; pero el miedo no es malo en sí, lo que sí es malo es que cuando tenemos miedo, lo primero que hacemos es buscar razones para NO hacer tal o cual cosa.

Por eso en lugar de dejarnos dominar por el miedo, deberíamos de aceptarlo primero, reconocer que está ahí y que es real; lo que no es real, y definitivamente no debemos aceptar, son todas esas ideas que nos mete en la cabeza.

El primer error que cometemos es no enfrentarlo. No puedes vencer algo que no enfrentas. Puedes intentar evitarlo, pero volverá cuando menos te lo esperes.

Algo que aprendí practicando parkour es la importancia de conocer bien tus capacidades; porque si saltas dominado por el miedo, aun cuando el obstáculo no represente un gran reto dentro de tus capacidades físicas, vas a caer.

El secreto para vencerlo: (1) Recuerda que el miedo es algo normal, pero eso no significa que debas vivir con él todo el tiempo. (2) Olvída ese pensamiento de “sólo me sucede a mí”, no eres la primera ni la última persona que está esa situación por la que estás pasando. (3) Conócete, conoce el origen de tu miedo (si no sabes de dónde viene, menos sabrás cómo atacarlo); acéptalo, evalúate y actúa (si es necesario hacerlo de poco a poco, que así sea, pero actúa).

2.- EL JUICIO

Viene de la mano con el miedo, el miedo al qué dirán. No es malo que quieras agradar a los demás, lo que sí es malo es que pongas los intereses de los demás por encima de ti.

Otra cosa que sucede es que a veces nos autojuzgamos mal, pensamos que no somos capaces y/o que no nos merecemos alguna cosa, un reconocimiento, premio, grado académico, cualquier cosa. A eso se le conoce como el Síndrome del impostor, y es un enemigo que nos hace creer cosas creer que somos menos y cosas que no son ciertas.

El secreto para sobreponerte al juicio: (1) Recuerda que al final la única opinión que importa es la tuya; (2) Aunque la opinión más valiosa sí es la tuya, en ocasiones terminamos filtrando todas las críticas, sin importar la intensión ni el contenido de estas, y hay críticas buenas también; y (3) por último, hay que tener un equilibrio, debemos saber a quién sí escuchar y a quién no, por eso lo mejor es tener a personas de confianza que nos puedan dar una opinión honesta con una crítica constructiva que nos ayude a mejorar.

El obstáculo más difícil de superar para dejar de aprender y comenzar a hacer es:

3.- LA ZONA DE CONFORT

La zona de confort es ese lugar de fantasía en donde todo es “perfecto”, nada nos da miedo y todo está perfectamente “controlado”; y sólo tiene un problema: no nos deja crecer, un precio que muchos hemos estado dispuestos a pagar alguna vez.

Eso me lleva a otra cosa… No caigas en esa trampa de “mañana lo hago” o “algún día” y todo ese tipo de mentiras que nos hacemos; ni tampoco te quedes esperando el momento ideal. Si tienes algo que hacer y puedes, hazlo.

Si no empiezas porque crees que te falta experiencia apunta esto: La experiencia se consigue en el camino, no antes.

Al final yo creo que la verdadera razón por la que no comenzamos o por la que dejamos de hacer algo es porque preferimos la comodidad; y es que, es muy cómodo el no tener compromisos, por eso mucha gente no empieza ni termina nada, y esto puede ser desde leer un libro hasta escribir uno.

Obviamente todos somos diferentes, nos gustan cosas diferentes y eso está bien, lo que no está bien es que a veces no nos queremos comprometer.

No importa si tienes la mejor idea, el mejor plan, recursos y conocimientos de sobra, si no actúas, nada ocurre.

Para vencer en el mundo exterior, antes debes vencer en tu mundo interior.

Así que para terminar te compartiré un par de secretos para que logres salir de esa zona de confort:

La motivación:

La mejor motivación la vas a encontrar en la acción. Un ejemplo, cuando quieres bajar de peso, nada te va a motivar más que ver tus propios resultados; podrás ver a tus amigos en el gym, pero hasta que no empieces tú, no vas a saber lo que se siente y la verdadera motivación.

Si tienes un proyecto creativo es igual, si sólo te la pasas buscando inspiración es probable que no llegues a nada, comienza a ahcer y ya después irá tomando forma. A veces es mejor hecho imperfecto, que no hecho.

El segundo secreto tiene que ver con…

El arrepentimiento:

Procrastinar sólo te lleva a un lugar, al arrepentimiento. Todos podemos sentir arrepentimiento por algo, y aunque pueda ser doloroso, resulta útil si aprendes de tu error.

¿Sabes qué es Parálisis por análisis? Es cuando te quedas pensando en qué hacer en lugar de hacer. Como cuando abres Netflix y te tardas más eligiendo que película ver que viendo la película; y para colmo a veces nos quedamos en la etapa de la elección y no hacemos nada al final.

Insisto, debemos enfocarnos en hacer, y a veces es mejor hecho imperfecto, que no hecho.

Hay muchos saltos de fe que puedes hacer, de lo que tú quieras, la idea es dejar de aprender y comenzar a hacer: de trabajo, negocios, de relaciones.

Tal vez escuchaste la entrevista anterior y ya decidiste por fin que vas a escribir tu propio libro; o vas a comenzar a pintar, cantar, poner una cafetería… Objetivos hay para escoger y de sobra, hay de todos colores y sabores.

Ahora, si te estás preguntando ¿Qué empezar? Eso sólo lo decides tú, pero elige. Olvídate de estar pensando en que hacer, elige y empieza.

Anímate a comenzar ese proyecto que tienes guardado, esfuérzate, y manos a la obra; no temas, y aunque el camino se vea medio complicado al principio no desmayes, confía y que mi Dios te bendiga.

Gracias por leerme una vez más. Si el contenido te gustó, te recuerdo que también puedes seguirme en mis redes sociales; y  te agradecería bastante que lo compartieras para ayudar a más personas a comenzar con sus proyectos.
 
Sé Extraordinario y hasta la próxima.
 
Chao.
 

Así como las Notas del episodio 08: CÓMO DEJAR DE APRENDER Y COMENZAR A HACER, en este espacio seguiré subiendo más contenido habitualmente, así que no olvides seguirme en redes sociales, suscríbete y Sé EXTRAORDINARIO.